El barco, construido por carpinteros de ribera en la localidad onubense de Punta Umbría, ha entrado en la última fase de su construcción y pronto estará listo para la botadura. Una vez en el agua, el barco pondrá proa rumbo a Sevilla a donde llegará a primeros de marzo para estar atracado de forma permanente frente al Espacio Primera Vuelta al Mundo, completando así la visita al centro de interpretación y dando la oportunidad a los visitantes no sólo de conocer la historia de la vuelta al mundo contada por el propio barco, sino que una vez terminada la vista al centro, los interesados podrán subir a la Nao Victoria y comprobar por ellos mismos cómo era la vida a bordo así como conocer los diferentes elementos de los que los marineros se servían para navegar hacia lo desconocido hace 500 años

El barco, réplica de la nave protagonista de la mayor hazaña marítima de todos los tiempos, llegará a la ciudad hispalense sin palos ni arboladura, quedando estos trabajos pendientes para una vez el barco esté atracado, una oportunidad única para curiosos y amantes de la historia para poder comprobar «in situ» cómo es el funcionamiento de este tipo de embarcaciones.

Desde la Fundación Nao Victoria han querido destacar el gran impacto que tendrá para la ciudad y los millones de visitantes que Sevilla recibe al año, puesto que estará atracado en uno de los puntos más visitados por turistas de la ciudad andaluza.